Ni nos falta razón, ni nos sobra razón

3 de enero de 2006

¿Monopoly?... ¡Monopolio!

¡A acumular polancos se ha dicho!

4 comentarios:

Cenicienta dijo...

Sabes lo qué? (jeje)
En la Comunidad Valenciana han hecho algo que no sé explicar muy bien pero con resultados catastróficos.
Había que renovar las licencias de televisión y no lo han hecho.
A ver si resumo.
Europa Press televisión cambia de productora: resultado gente a la calle entre ellas mi amiga Rosa. Pos bueno, vale, es algo privado.
La Generalitat no ha renovado concesiones como las de TeleElx o Localia Alicante, con lo cual, gente a la calle, entre ellas mis amigos (Roberto, M.Carmen...). ¿Política? Tiene pinta.
Han concedido licencias al periódico Información, a Las Provincias, una para Jiménez Los Santos (o como se ponga), otra para una productora cuyo propietario es un alto cargo de la Generalitat (el portavoz o algo así, no me enteré muy bien).
Vamos, que estoy que trino.
Esto se nos va de las manos, chicos.
A mí me da igual (más o menos) el ideal político de cada gobierno, son distintos perros con los mismos collares, pero que por sus propios beneficios y por censura social sean capaces de no tener en cuenta que dejan en la calle a mucha gente, a trabajadores que no tienen nada que ver con el ideal que defiende el editorial de su medio.
Me enciendo.

Cenicienta dijo...

ah!!! se me ha olvidado poner que a la mayoría de los que han concedido licencia no tienen ni productora, ni visos de tenerla, ni presupuesto, ni tele en proyecto, ni na.
¿Contratar a gente nueva?
¿A esa gente que ahora está en la calle?
Sería lo lógico, pero es que hasta dentro de unos años...

Jeremias dijo...

http://www.elmundo.es/elmundo/2005/12/30/comunicacion/1135971606.html

Así funciona esto, Cenicienta. Las licencias las dan los gobiernos, no organismos independientes. Por eso cambian como cambian. El espectro radioeléctrico es público pero no sirve al interés público.

Es una lástima, pero funciona así. Un Consejo Audiovisual bien hecho, al estilo del francés, podría ayudar mucho. Pero, claro, esto no es Francia, y veo difícil que se pudiese hacer uno independiente del poder político.

De todos modos, lo que demuestran estas concesiones es que, de monopolio, nada. Y también que el modelo audiovisual español es muy, muy malo. Casi al nivel del italiano.

César dijo...

hostias, pues mola el juego. por una vez, la derecha, derrocha algo de humor.

ya era hora!!!

Pasado está...

Datos personales